¡¿Qué ha pasado con la pista de tenis art decó de la Quinta de los Molinos?!

pista de tenis quinta de los molinos

Era una de las zonas más fotografiadas de nuestro barrio y podríamos decir que uno de los rincones más hermosos, desconocidos y peculiares de la Quinta de los Molinos.

Una sofisticada pista de tenis de hierba con gradas, el deporte de moda de la clase social alta de la época, que los caminantes de hoy en día se topaban sorprendidos entre los árboles cercanos al palacio, quedándose atónitos ante su belleza bicolor.

Un conjunto único de la arquitectura madrileña con reminiscencias art decó de principios del siglo XX y una de las primeras pistas de hierba en construirse en España que, de la noche a la mañana, se encuentra totalmente irreconocible.

El frontón de arquería ha sido desvestido en su práctica totalidad y los muros y gradas han sido pintados de blanco, lanzando al olvido el característico color salmón de la historia de este parque. Ni un cartel informativo indica el por qué de este sacrilegio histórico o el estado de las obras.

La pista de tenis fue una de las últimas construcciones añadidas a la quinta, para lo que fue necesario mover una gran cantidad de tierras hasta lograr una hondonada en donde construirlo. Debido a ello, la pista está rehundida en tres de sus laterales conforme al terreno que la rodea, habiéndose aprovechado dicha situación para la construcción en sus laterales más largos de sendas terrazas de césped a modo de gradas para los posibles espectadores a los partidos de tenis.

¿Quieres mantenerte al día? Suscríbete por email o a través de las redes sociales:
email facebook facebook instagram

Deja tu comentario

Contenido protegido