Además de una nueva estación, que se desconoce si será en Valdebebas u otra ubicación, Aena construirá un nodo de acceso a las terminales 1, 2 y 3 en el que se distribuirán pasajeros y se habilitarán mostradores de facturación, recogida de equipajes y controles de seguridad.

La previsión inicial del Gobierno es poder empezar con las obras a finales de ese año, obras que se prolongarían durante 24 meses, por lo que la inauguración del nuevo trazado podría ocurrir a finales de 2024.

La Consejería de Transportes y Aena ya están en contacto para coordinar las obras y acordar «fórmulas compartidas» de financiación pública. La inversión estimada es de 75 millones de euros sin IVA.