A partir del lunes, contagiarse de COVID no implicará test, aislamiento o baja laboral

baja laboral COVID

El aislamiento obligatorio por contagios de COVID, así como la consecuente obtención de la baja laboral, llega a su fin. Se trata de una novedad que entrará en vigor el lunes 28 de marzo.

Entonces, una persona que tenga síntomas no estará obligada a hacerse un test ni permanecer en su casa durante siete días, aunque, si es positiva, se le recomendará que haga reposo y que utilice la mascarilla en la calle.

Se trata de una nueva estrategia nacional para iniciar la «fase de transición» hacia el final de la crisis sanitaria, que quiere centrar todos los esfuerzos en los casos graves que requieran hospitalización o ingreso en UCI y en las personas mayores de 60 años, enfermos y mujeres embarazas, quienes continuarán como hasta ahora, liberando a asintomáticos y enfermos leves.

Como excepción, las residencias de mayores o centros sociosanitarios sí podrán marcar pautas para el aislamiento de residentes que den positivo, algo que la Comunidad de Madrid ha indicado que hará.

La nueva estrategia seguirá en vigor mientras no se produzca un cambio significativo en la tendencia o un cambio en la situación epidemiológica que requiera restablecer medidas de vigilancia y control.

¿Quieres mantenerte al día? Suscríbete por email o a través de las redes sociales:
email facebook facebook instagram

Deja tu comentario

Contenido protegido